Si hay una verdad que todos los cristianos pueden sostener firmemente en medio de los rencorosos debates públicos sobre migración, es, a fin de cuentas, que estamos hablando de personas de carne y hueso. Y en ninguna parte esta realidad es más cruda y severa que en el desierto de Arizona, donde miles de vidas se pierden cada año, cuando los migrantes tratan de cruzar ese incierto territorio fronterizo.

Previos libros, incluyendo el de Luis Alberto Urrea, The Devil´s Highway [La autopista del diablo] y el de Kathryn Ferguson, Crossing with the Virgin [Cruzando con la virgen], han documentado la travesía de los migrantes a través de este terreno desolador. Showdown in the Sonoran Desert: Religion, Law, and the Immigration Controversy [Confrontación en el desierto sonorense: La religión, la ley, y la inmigración] es único por el hecho de que incluye las perspectivas de aquéllos que se oponen a la inmigración. En el trabajo de Amanda Rose, el rostro humano de la migración incluye a los ciudadanos americanos de Tucson en ambos lados del tema – aquéllos que se muestran en solidaridad con los migrantes, y aquéllos que defienden la integridad de la frontera. El resultado es un amplio rango de emociones y opiniones que reflejan la complejidad que permea a lo largo y ancho de Arizona.

¿Qué hacer con "los otros"?

La primera parte, titulada "Dios en el desierto: Muertes de migrantes y el surgimiento de ministerios fronterizos," incluye cinco capítulos, cada uno de los cuales se refieren a un grupo particular que trabaja para cubrir las necesidades físicas de los migrantes. En contraste, los cuatro capítulos de la segunda parte, titulada "Ley en el Desierto: Seguridad, soberanía, y los derechos naturales del Estado," se relacionan con aquéllos que están a favor de detener el flujo que cruza de la frontera sur. En ambas secciones, Rose se esfuerza por escribir con objetividad y evitar tomar partido. Su investigación está fundamentada en literatura pertinente pero también incluye entrevistas con individuos clave de ambos lados de la frontera. Mientras que sus simpatías parecen estar con los migrantes, también se muestra dispuesta a criticar los puntos débiles de las organizaciones pro-migrantes.

En el capítulo inicial, Rose describe su visita a la ciudad fronteriza de Nogales, México, donde habla con tres monjas incansables de las Hermanas de la Eucaristía que administran El Comedor, una cocina que sirve sopa a quienes están por intentar el viaje hacia el norte y a los que han sido deportados de los Estados Unidos por las autoridades fronterizas. El segundo capítulo se refiere al New Sanctuary Movement [el Nuevo Movimiento Santuario], un ministerio con raíces en las revoluciones centroamericanas de los 1980's que renació a principios de 2007 como un albergue para migrantes indocumentados. Los fundadores, el pastor John Fife y el líder cuáquero Jim Corbett, entre otros activistas, caracterizan sus esfuerzos como una "iniciativa civil" (nótese que no es "desobediencia civil"), afirmando que ellos protegen a aquéllos cuyos derechos humanos han sido ignorados o violado por el gobierno.

El enfoque de Humane Borders [Fronteras Humanas], descrito en el capítulo tres, es muy diferente. La organización, iniciada por el pastor Robin Hoover ofrece asistencia humanitaria pasiva mediante estaciones de agua en el desierto. Humane Borders trata de cooperar con la patrulla fronteriza, táctica que no es practicada por No More Deaths [No más muertes] detallado en el capítulo cuatro y que da una ayuda directa más amplia a los migrantes y confronta más a las autoridades. Varios casos legales de gran importancia han involucrado voluntarios de este movimiento, y el grupo ha publicado varios reportes criticando la labor de la policía fronteriza. El capítulo final de esta sección presenta brevemente a los Samaritanos, otro grupo involucrado en patrullas de ayuda en emergencias.

Article continues below

La segunda parte inicia con un análisis de argumentos a favor y en contra del muro ordenado por el Secure Fence Act 2006 [Acto del muro de seguridad de 2006]. El capítulo siete da más detalles sobre grupos de patrullas civiles, tales como Patriots Coalition, Ranch Rescue, and the Minutemen Civil Defense Corps. Para estas organizaciones, imponer las reglas de la ley es primordial. Ellos justifican su trabajo bajo la doble convicción de que la migración no autorizada representa un peligro para la seguridad de los Estados Unidos, y que el gobierno federal ha sido negligente en proteger la frontera. Por otro lado, el Center for Immigration Studies [Centro de Estudios de Migración] y el finado profesor de Harvard, Samuel Huntington, también han enfatizado la importancia del patriotismo y de un compromiso de asimilación cultural, valores que según dicen, les faltan a los migrantes de América Latina. La discusión en el capítulo ocho emerge de la estricta ley anti-inmigrante Arizona Senate Bill 1070 [Ley 1070 del Senado de Arizona], que fue aprobada en Abril 2010 (y recientemente limitada, en parte, por la Corte Suprema de los Estados Unidos). Este capítulo subraya las complicaciones que se dan en el dilema migratorio causadas entre otros factores por el actual sistema de visas, la verificación del estado migratorio, y la guerra contra el narcotráfico.

Este resumen se enfoca en las dos contribuciones primarias de Showdown in the Sonoran Desert. En primer lugar, el libro de Rose sirve como una introducción a algunas de las principales voces y temas en el debate migratorio; Rose escribe bien, y la mezcla de historias personales con comentarios logran una lectura atractiva. La segunda contribución es que abre el espacio para reflexionar en asuntos profundos de motivación y visión. Algunos grupos se basan en mandatos bíblicos específicos – New Sanctuary Movement en Números 35:11; Humane Borders en Isaías 49:10 – sin embargo, el llamado a ser hospitalarios con los extranjeros se percibe en todos los grupos que sirven a los migrantes. Otras justificaciones bíblicas se basan en la imagen de Dios, el mandamiento de amar al prójimo (Lv. 19:18, 33), y en la Parábola del Buen Samaritano (Lc. 10).

Un Proyecto Moral

Rose observa que las diferentes organizaciones apelan a diversos textos bíblicos para basar sus compromisos, y por lo tanto, lo que importa no es "la verdad exegética completa del contexto de un pasaje dado" sino más bien "el efecto que esas interpretaciones tienen en el escenario público más amplio" (énfasis de la autora). Esta postura parece minimizar un reto fundamental para los cristianos en estos asuntos: la necesidad de evaluar las bases escriturales que se usan para respaldar diferentes temas éticos. Además, las argumentaciones más extensas de Rose sobre "los otros" son extraídas de un poema de Robert Frost, de Freud, Sartre, William James, y Emmanuel Levinas – todos estos personajes y su pensar están muy lejos del marco de referencia bíblico de quienes fueron entrevistados. Así que, si bien todas estas reflexiones son interesantes, existe una falta de conexión filosófica y religiosa con sus entrevistados y con el contexto de la frontera. Parecería más constructivo explorar otros recursos teológicos cristianos sobre el tema de la hospitalidad y la frontera, de los cuales hay varios de consideración.

Article continues below

En el penúltimo capítulo de Rose, la autora pregunta, "¿Qué haría Jesús?" Al menos, ella contesta, El haría un llamado a una visión nueva y radical del problema y las soluciones. En sus conclusiones, Rose asegura que la frontera es un "proyecto moral," uno que requiere "debate paciente y racional." Afortunadamente, Showdown in the Sonoran Desert es un trabajo pacificador e igualitario, que mantiene la conversación en la dirección correcta.

M. Daniel Carroll R. es profesor distinguido de Antiguo Testamento en el Seminario de Denver y autor de Christians at the Border: Immigration, the Church, and the Bible [Cristianos en la Frontera: Migración, la Iglesia y la Biblia], Baker Academic. También es el vocero nacional sobre migración de la National Hispanic Christian Leadership Conference (NHCLC).

Traductora: Dinorah Méndez

Tags:
Posted: